Uno de los vicios más comunes en las sociedades modernas es el de fumar cigarrillos y aunque éste incrementa en un alto porcentaje el riesgo de padecer cáncer de pulmón, boca, faringe y hasta en la lengua, muchas personas no pueden dejarlo y aunque lo intentan una y otra vez, terminan fracasando.

Riesgos asociados al vicio de fumar

Según la Organización Mundial de la Salud, 6 millones de personas mueren al año como consecuencia de este vicio y aunque no todas las personas que fuman tendrán riesgo de muerte, un 100% de ellas verá afectada su calidad de vida, disminuyendo su capacidad respiratoria, haciéndolas más propensas a padecer enfermedades
El cigarrillo además de ser una droga adictiva, contiene una serie de tóxicos capaces de afectar todo el cuerpo, así que además de aumentar el riesgo de padecer cáncer, debilita las defensas del pulmón, afecta la salud bucodental (encías, dientes, labios, lengua, garganta) y debilita en general las defensas del cuerpo humano.

Dejar el cigarrillo

Luego de conocer los riesgos asociados al consumo de cigarrillos, la mejor decisión que puedes tomar es la de dejarlo. No lo pospongas, no te pongas excusas, no es demasiado tarde para tener una vida más saludable. Cada día que fumas es un día en el que pones en riesgo tu salud y desmejoras tu calidad de vida.
¿Que no puedes trotar, ni moverte, ni jugar con tus hijos porque te cansas?, este es el momento perfecto para que realices los cambios que son necesarios, al principio podrá ser muy difícil pero al pasar las primeras etapas de ansiedad verás como te sientes y te ves mucho mejor.

Tips básicos para dejar el cigarrillo

  1. Deshazte de esa caja de cigarros. No te servirá de nada si tienes el vicio al alcance de tu mano. Saca de tu casa todo lo que esté relacionado con el cigarrillo, encendedores ceniceros, etc.
  2. Elige el día en el que dejarás de fumar y cúmplelo. La determinación es la clave para superar cualquier dificultad en la vida.
  3. El ejercicio es tu aliado. Empieza con ejercicios aeróbicos de baja intensidad, como nadar o caminar y aumenta poco a poco la intensidad, esto te ayudará a relajarte, liberar endorfinas que te harán sentir bienestar y te distraerán.
  4. Concéntrate en lo positivo. Haz una lista de todos los beneficios  que vendrán a tu vida por dejar el cigarrillo, los físicos y los psíquicos. A partir de ahora tendrás más salud, más energía y no serás esclavo de un vicio que sólo te causará daños.
  5. Busca algo para controlar la ansiedad. La ansiedad de fumar puede ser controlada con el uso de pelotas anti estrés, masticando chicle, etc. Esta sensación sólo durará los primeros días mientras tu cuerpo se desintoxica.
  6. Busca un apoyo. Elige a alguna persona de tu confianza que será tu apoyo en este camino, cada vez que sientes que flaqueas, llámale, conversa con ella, habla de las razones por las que no quieres fumar más y pídele ayuda.
  7. Dejar el cigarro es un esfuerzo diario, no pienses que lo dejaste para toda la vida, piensa cada día que hoy no fumarás. ¡Un día a la vez!  
Los beneficios que obtendrás al dejar el cigarrillo son muchos, ponlo en práctica de una vez y no pierdas más tiempo.

Sodexo, Servicios de Calidad de Vida, a través de su producto Salud Pass promueve el bienestar integral.¡Conócelo aquí!


Como calificaría usted este artículo

1 2 3 4 5
Deficiente Excelente

Calificación del contenido:
1 2 3 4 5
 5 personas han votado por este artículo

Post a Comment
  (optional) (optional)