Si eres un trabajador miembro de una organización y consideras que se ha formado una brecha entre tu contribución al equipo de trabajo y la remuneración que recibes, entonces es el momento indicado para que des el paso y solicites una mejora en tu retribución.

El valor de la remuneración

Las remuneraciones salariales constituyen uno de los incentivos más importantes que tienen los trabajadores, por medio de las cuales, una empresa u organización retribuye el esfuerzo realizado por aquellos en favor de sus objetivos. Constituye una de las herramientas de motivación más efectiva.
Además la remuneración es una de las maneras que tiene la empresa u organización para valorar a su equipo de trabajo en función de los aportes que realicen y su contribución al mejoramiento de sus funciones, sea que se trate de producción, de bienes o prestación de servicios.

Motivos para pedir un aumento

Es natural que, en el campo laboral, estemos convencidos que merecemos de parte de la empresa mucho más de lo que nos da, especialmente en aquellas organizaciones donde no se implementan adecuadas estrategias de motivación, sin embargo debemos observar los motivos adecuados para solicitar ese aumento:
  1. Si ganas un sueldo inferior a otras personas que realizan el mismo trabajo o tienen el mismo cargo.
  2. Si te han asignado más responsabilidades y consideras que puede tu trabajo generar mayores ingresos para la empresa.
  3. Si se han asumido nuevas funciones de algún otro empleado que haya dejado la empresa.

Momento para pedir un aumento

Si bien debemos tener argumentos suficientes para convencer a nuestro jefe de que merecemos ese aumento, también debemos escoger el momento adecuado para realizar esta solicitud, por lo cual se aconseja que observemos los siguientes factores:
  1. Economía de la empresa: Toma en cuenta en qué condiciones económicas se encuentra tu empresa al momento en el que decidas solicitar el aumento.
  2. Negocia: No esperes a que se realicen las evaluaciones porque para entonces puede ser muy tarde y ya tus jefes te habrán valorado. Se necesita tiempo para negociar, puede ser que no obtengamos nada la primera vez que planteemos el aumento, pero para eso están las negociaciones.
  3. Escoge el momento: No es recomendable que tengas esta conversación cuando tu jefe está muy ocupado o si ha tenido algún tipo de problema con otro empleado o con un cliente. Observa cuál es el momento más tranquilo para hacerlo.

Claves para pedir un aumento

  1. Resalta tus atributos y aportes. Debes tener argumentos suficientes para convencer a tu jefe de que mereces ese aumento. Así que enumera tus atributos, si eres organizado, puntual, colaborador y los aportes que realizas en la empresa, problemas que resolviste, dinero que gano la empresa por el trabajo que realizaste, ideas que aportaste.
  2. Sé humilde. No te sobrevalores frente a tu jefe, si bien debes resaltar tus cosas positivas, reconoce que se trata de un trabajo en equipo y que la empresa te ha enriquecido como trabajador y como persona.
  3. Respeta la línea de mando. Si vas a pedir un aumento, comunícalo primero a tu jefe directo y no te saltes la jerarquía.
Ya sabes, espera el momento oportuno para realizar la petición, ten en cuenta las condiciones económicas de tu empresa y resalta tus aportes.
Como calificaría usted este artículo

1 2 3 4 5
Deficiente Excelente

Calificación del contenido:
1 2 3 4 5
 10 personas han votado por este artículo

Post a Comment

Please login to post a comment.