El pánico escénico es un temor que paraliza a algunas personas que se ven en la situación de tener que presentarse frente a un grupo de personas bien sea para hablar, cantar, bailar o realizar cualquier tipo de actividad que de alguna manera los exponga.
Estudios han encontrado que alrededor de 85% de la población sufre de miedo a hablar en público o miedo escénico, incluso grandes oradores y artistas lo padecen, aunque muchos de ellos han sido capaces de superarlo aplicando técnicas que les permitieron controlar esta reacción.

¿Cómo superar el pánico escénico?

En primer lugar piensa que si sufres de pánico escénico, no estás solo, que muchas personas lo sufren también y que no es algo de qué preocuparse. Por lo que lo más importante será no magnificar el problema, tú puedes superarlo como lo han hecho miles de personas a lo largo de la historia.
En segundo lugar tienes que ser positivo, piensa que al principio será muy difícil, pero poco a poco lo lograrás. Puede que incluso nunca llegues a sentirte 100% cómodo con la idea de presentarte ante una audiencia, pero lo importante no es el hecho de que sintamos miedo sino de cómo podemos actuar a pesar de él.

Síntomas Asociados al Pánico Escénico

  1. Sudoración excesiva.
  2. Temblor en las rodillas.
  3. Sensación de dolor o temblor en el estómago.
  4. Palpitaciones.
  5. Sequedad en la boca.
  6. Voz temblorosa.
  7. Cara sonrojada.

Tips para Superar el Pánico Escénico

  1. Prepara el material que piensas presentar. Mientras más preparado te encuentres más cómodo será para ti relajarte cuando te toque enfrentarte a la audiencia.
  2. Cuida tu lenguaje corporal no camines por el escenario de un lugar a otro porque esto te hará notar nervioso, utiliza tus manos con moderación, cuida tu tono de voz, debe adecuarse al tamaño del recinto y ser firme. Respira.
  3. Sin importar si hablas para 100 personas o para 10.000, enfócate en llevar tu mensaje hasta la última fila, adapta tus gestos, tono de voz e incluso tu mirada para comunicarte con ellos.
  4. Divide tu presentación en varios puntos que sepas serán necesarios desarrollar para cubrir todo el contenido de tu presentación, así no necesitarás usar material de apoyo para recordarte el tema.
  5. Se flexible y deja espacio a la improvisación. Si estás preparado no serán importantes los imprevistos que puedan surgir, tu presentación no tiene por qué ser rígida, siempre puedes hacer una pausa y retomar el punto del que hablabas.
  6. Fluye con el contenido. Practicar es clave para cualquier cosa en la que queramos desempeñarnos con destreza y naturalidad, luego de ello simplemente respira, relájate y déjate fluir, lo demás vendrá solo.
Si tienes los conocimientos del discurso que tendrás que exponer bien claros, podrás ser espontáneo y combatir el miedo escénico, inténtalo y luego nos comentas si te funcionó.
Como calificaría usted este artículo

1 2 3 4 5
Deficiente Excelente

Calificación del contenido:
1 2 3 4 5
 10 personas han votado por este artículo

ANAHI GARCIA
PUES SI ME SIRVIO DE MUCHO GRACIAS POR TODO LES AGRADESCO NUEVAMENTE SU AYUDA PORQUE NOTUVE MIEDO AL HABLAR EN EL ESCENARIO Y GRACIAS OTRA VEZ,
domingo, 08 de marzo de 2015
Post a Comment
  (optional) (optional)